Más información 660 382 385 daniel@sosglobalrescue.es
Qué hacer en un ahogamiento: RCP en piscinas

Qué hacer en un ahogamiento: RCP en piscinas

En verano a todos nos gusta disfrutar de los baños en piscinas, de tomar el sol y de echar un buen día caluroso en el agua fresquita. Pero sin duda, en las piscinas hay que tener mucho cuidado con los ahogamientos, ya que en ellas, es donde más accidentes de este tipo hay. Lo mejor para evitar muertes de este tipo es saber hacer la RCP.

¿Qué es la RCP?

La RCP es la reanimación cardiopulmonar. Una técnica médica de emergencia en la cual la persona que la hace intenta mejorar la respiración de la persona que se está ahogando con compresiones torácicas y respiraciones por la boca.

Este procedimiento deberíamos aprenderlo todo el mundo, ya que aumenta las posibilidades de supervivencia de la persona que se está ahogando. Es más, esta técnica ha salvado un gran número de vidas especialmente en piscinas y playas.

Es una maniobra muy fácil que incluso la pueden hacer los niños.

¿Cómo se hace una RCP?

Pues es muy sencillo:

  • Primero deberás trasladar a la persona a un lugar seguro con una superficie plana.
  • Luego coloca la palma de tu mano sobre el tercio inferior de su esternón y administra 30 compresiones rápidas en el pecho. Asegúrate de empujar lo suficientemente fuerte para que su pecho se mueva aproximadamente dos pulgadas hacia abajo.
  • Después de las primeras 30 compresiones de pecho, coloca una mano en la frente de la persona. Ubica dos de tus dedos en la punta de su barbilla e inclina suavemente su cuello hacia atrás. Esto abrirá sus vías respiratorias. Pellizca su nariz y coloca tu boca sobre su boca y dale dos respiraciones lentas. Asegúrate de ver su pecho levantarse con cada respiración. Repite el ciclo de 30 compresiones de pecho y dos respiraciones hasta que llegue la ambulancia o la persona comience a respirar nuevamente.
  • Coloca a la persona de lado porque una vez que comience a respirar puede vomitar y es mejor que lo haga hacia el lado para que no se atragante con su propio vomito.

Así que si ves que alguien se está ahogando en la piscina y puedes ayudarle con esta maniobra estarás ayudándole a salvar su vida.

Leave a comment